El súper talento venezolano

Greivis Vásquez, figura de la selección venezolana, estuvo presente en el Súper 4 que se disputó en el Orfeo. El joven jugador de los Memphis Grizzlies, se lució ante el público cordobés y fue ovacionado.

Apenas algunos segundos. Eso bastó para que esté en boca de casi todos. Es cierto, muchos de los que se llegaron al Orfeo lo desconocían, pero él mismo se encargó de presentarse rápidamente. Lejos de inhibirse ante la intimidante mirada cordobesa, Greivis Vásquez, el talentoso jugador de los Memphis Grizzlies, mostró lo mejor de su reportorio ante Uruguay (anotó 26 puntos y fue la gran figura). Antes de partir hacia Rosario, donde la “vinotinto” volverá a chocar frente a la Generación Dorada, el joven venezolano analizó el presente de su selección, las chances de sacar pasaje a Londres 2012, la selección argentina y su última temporada en la NBA, donde eliminó a los Spurs de “Manu” Ginóbili.

-¿Hasta dónde creés que puede llegar Venezuela y cómo asumís el liderazgo del equipo?

-Somos una selección muy joven, un grupo de jóvenes que quiere ganar, cambiar la historia del baloncesto venezolano a mejor y revivir muchos momentos bonitos que vivimos años atrás. Vamos poco a poco. Creo que vamos en busca de un ciclo, de dos o tres lapsos olímpicos, varios mundiales y estamos haciendo una inversión de tiempo y talento. Tenemos dos meses y medio juntos, en vez de años, y nos estamos conociendo. Las cosas nos están saliendo bien, estamos contentos y motivados para competir.

-¿Qué sello particular tiene la Venezuela que va a disputar el Preolímpico bajo la conducción de Eric Musselman?

-Vamos poco a poco, esta selección es una selección a futuro. Queremos mantener un grupo unido, con un mismo sistema, así como han hecho Argentina y Brasil,  las selecciones fuertes de Sudamérica. Tenemos que revivir el baloncesto venezolano y este torneo va a ser una gran oportunidad para ver dónde estamos y las cosas que tenemos que mejorar. Podemos meternos en un repechaje o hacer un buen torneo. La pelota es redonda, entonces queda mucho camino por recorrer y hay que ir día a día, práctica a práctica y juego a juego.

-¿El objetivo es al menos conseguir un lugar en el repechaje para aspirar a Londres?

-Ese es el objetivo. Tenemos dos meses juntos, es duro y apenas nos estamos entendiendo como equipo. Pero es bueno porque el average de edad de este equipo es de 23 años y eso influye mucho. Igual veremos qué pasa.

En el primer partido del Súper 4, Greivis Vásquez se despachó con 26 puntos y se ganó los aplausos en el Orfeo.

-¿Te ilusionás con un pasaje a Londres para emular lo que hizo una selección como la de Carl Herrera?

-Yo sueño con eso. Estoy trabajando en base a ese resultado y entiendo todas las circunstancias, pero estoy motivado a hacerlo bien. Creo que el equipo ha trabajado duro y con una buena intensidad. La pelota es redonda, todo puede pasar.

-¿Qué representa para ustedes como grupo, jugar con Argentina?

-Es un privilegio. No todos los días juegas contra el tercer mejor equipo del mundo y en la que está mi jugador preferido en la NBA, “Manu” Ginóbili. Eso no lo tienes todos los días y hay que aprovecharlo. Como selección vamos a competir y a dar lo mejor de nosotros. Creo que cuando juegas contra selecciones de un mismo nivel o mejor, te ayuda a mejorar y evaluar las diferentes cosas en las que tienes que mejorar. Es una oportunidad muy bonita para nosotros.

-Además de Ginóbili, ¿a qué otros jugadores de Argentina admirás?

-Admiro mucho a Fabricio Oberto, que es un caballero. Lo vi jugar en sus últimos años, con Washington Wizards, y la verdad es que he estado atento a toda su carrera. Carlos Delfino es muy bueno, lo mismo que el “Chapulín” Nocioni. Luis Scola es un excelente jugador y persona. Creo que lo que caracteriza a la selección argentina es la humildad que ellos tienen y la manera en que interactúan con su público. La verdad que es admirable. Espero verme en ese espejo como selección de Venezuela y tener esa aura que ellos están teniendo y han tenido en su carrera.

-Con Memphis te diste el gusto de eliminar a Manu Ginóbili y con una actuación gravitante en el último partido, ¿cómo lo viviste?

-Eliminar a Manu fue un privilegio. Crecí viéndolo jugar y ahora estuve en la NBA contra él, en mi primer año como novato. Para mí, Manu está entre los mejores cinco jugadores del mundo y yo estaba ahí, contra él, y hablábamos. Es algo bonito, una experiencia muy bonita.

-¿Qué importancia tiene “Manu” Ginóbili como representación colectiva de los jugadores latinos?

-Tiene una importancia increíble, ya que Manu es muy reconocido por su trabajo, su humildad y por ser ganador. Creo que es el mejor jugador de San Antonio, la pieza clave. El primero que quieres parar es a “Manu”, porque es muy inteligente. Ha sido una inspiración para todos nosotros y nos ha abierto las puertas a todos los latinoamericanos que queremos estar en la NBA, ya que ha hecho un gran trabajo.