Pese a tener toda la presión encima, El Tala de San Francisco lució una renovada fisonomía, aplastó a Complejo Origone de Justiniano Posse y descontó en la serie (1-2). El domingo vuelven a verse las caras.

El último parcial del segundo juego en Justiniano Posee dejó bastantes indicios. Un rejunte de certezas que alimentaron esperanzas y preocupación. También algo de confianza y desazón. Porque no quedan dudas que esos 10 minutos cambiaron la mentalidad de uno y de otro. Pero sobre todo, la del conjunto de Eduardo Blengini. Porque el local se fue con la victoria, pero se quedó con toda la incertidumbre. Porque los de San Francisco regresaron con las mano vacías, pero con la tranquilidad de haber encontrado la fórmula. Y la volvieron a ejecutar, aunque esta vez durante todo el encuentro. Así, El Tala derrotó a Complejo Origone por 93-69 y le agregó, por lo menos, un capítulo más de dramatismo a las semifinales de la Liga Cordobesa Crelech.

Con todo. Así salió el conjunto de Eduardo Blangini. Con un cerrojo en su defensa y corriendo mucho más de lo habitual, se escapó rápidamente 11-4. Más allá de la asfixiante presión del elenco visitante, que clausuró algunos espacios y dejó al descubierto otros tantos, los de San Francisco marcaron diferencias en el poste bajo. Con el correr de los minutos, y con José Gutiérrez (13 tantos) a la cabeza, los del sur provincial emparejaron las acciones. Pese a eso, el segundo capítulo estableció demasiada discrepancia. Con el enorme reparto de Ramiro Ortiz, la facilidad de Jared Strode (24 puntos) para atacar el aro y el aporte de la dupla Oscar Cabrera (22)-Gabriel Manzotti (15), los anfitriones fueron escapándose hasta sacar 16 unidades de luz (54-38).

Noche de alto vuelo. El foráneo Jared Strode estuvo imparable y aportó 24 puntos para El Tala. // GALERÍA DE FOTOS

La segunda mitad estuvo de más. Tal como ocurrió en los dos primeros cuartos, El Tala comenzó mejor. Con una asombrosa firmeza atrás y mucha lucidez para atacar con criterio, metió una ráfaga de 10-3 y estiró el marcador a su favor (64-47). Ahí, con todo definido, los dueños de casa se dedicaron a trasladar la bola (jamás dieron menos de seis o siete pases en cada ofensiva), repartir el goleo (cuatro jugadores alcanzaron el doble dígito) y decorar el tanteador. A su vez, los de Sebastián Torre entraron en desesperación. Además de lucir perdidos y desorientados, el nerviosismo hizo mella en los jugadores. Tal es así, que en los últimos 20 minutos cometieron tres faltas antideportivas. Los instantes finales sirvieron para que casi todos tengan sus minutos en el rectángulo de juego. Con el panorama más abierto que nunca, el próximo domingo llevarán a cabo la cuarta parte. La cuarta batalla camino a la final tan ansiada.

SÍNTESIS

El Tala (93): Ramiro Ortiz 0, Jared Strode 24, Damián Peruchena 13, Oscar Cabrera 22, Gabriel Manzotti 15 (FI); Rodolfo Fontana 5, Germán Ruffino 9, Leonidas Del Castillo 4 y Guillermo Kenig 0. DT: Eduardo Blengini.

Complejo Origone (69): José Gutiérrez 13, Fernando Barbosa 7, Leonardo Ruiz Díaz 5, Víctor Chana 4, Matías Pérez 4 (FI); Luciano Aielo 9, Agustín Kreiber 13, Federico Hunicken 6, Sebastián Lema 3, Jason Smith 3 y Diego Rosatti 2. DT: Sebastián Torre.

Parciales: 1º El Tala 21-Complejo 23, 2º 33-19 (54-44), 3º 22-14 (76-58) y 4º 17-11 (93-69).

Árbitros: Alejandro Zanabone, Martín Flores y Jorge Guzmán.

Cancha: Luis Rafael Ferreyra (San Francisco).

—————————————————————————————————————

VISITÁ LA GALERÍA DE FOTOS DEL PARTIDO

—————————————————————————————————————

> Fotos: Malena Noves / Básquet de Córdoba.

—————————————————————————————————————


Por FBPC