Inolvidable: Córdoba venció a Entre Ríos y se coronó campeón del Argentino de Mayores masculino en Misiones

Felicidad en estado puro: ¡Córdoba campeón en Misiones! (Foto: Prensa CABB)

 

Con un juego colectivo muy sólido a lo largo de todo el encuentro, el seleccionado de Córdoba superó a su similar de Entre Ríos 90 a 83 (ver planilla oficial) en la gran final y se coronó campeón del 84° Argentino de Mayores masculino que se disputó en la provincia de Misiones y cuya definición se desarrolló en la sede Eldorado.

El equipo de la Federación de Básquetbol de la Provincia de Córdoba logró su 12ª corona histórica en “el más argentino de los campeonatos” y se subió al escalón más alto del podio por primera vez en los últimos ocho años: su última vuelta olímpica había tenido lugar en La Pampa 2010.

De esta manera, el equipo dirigido por Fernando “el Chueco” Aguilar rompió el invicto de los entrerrianos en este torneo y se tomó desquite de lo ocurrido en la primera fase, cuando el subcampeón se había impuesto por 16 puntos de ventaja (73-89).

En la final, Córdoba tuvo cinco jugadores con doble dígito de puntos. Emiliano Martina, que había sido campeón en la edición 2010 en La Pampa, fue el máximo anotador de la FBPC: sumó 17 puntos y bajó 7 rebotes. Lo siguió Juan Cruz Oberto, autor de 15 puntos.
Mateo Chiarini, elegido Jugador Más Valioso del torneo, sumó 12 unidades, en tanto que el base Ignacion Fernández se lució con 11 puntos y 8 asistencias. Además, Lautaro Rivata anotó 10 unidades y descolgó 9 rebotes.

LOS CAMPEONES. Los 12 integrantes del plantel campeón son los siguientes: Ignacio Fernández, Sebastián Faure, Tiziano Borioni, Agustín Jure, Alejandro Madera, Mateo Chiarini, Lautaro Rivata, Jorge Banega, Emiliano Rossi, Emiliano Martina, Tomás Ligorria y Juan Cruz Oberto.

EL RESTO DEL EQUIPO. El cuerpo técnico estuvo compuesto por el entrenador, Fernando Aguilar, y su asistente, Mariano Fasseta, en tanto que la delegación se completó con el kinesiólogo, Guillermo “Piru” García; el utilero, Lucas Vivas y el jefe de equipo, César Brasca.

El N° 1: Córdoba, en lo más alto de «el más argentino de los campeonatos» (Foto: Prensa CABB)

 

LA FINAL: LA CRÓNICA DE CABB

Córdoba pegó primero en la final. Juan Cruz Oberto, con buen juego de pies y potencia, atacó el aro desde el perímetro y abrió el partido con 6 puntos en fila. Tras un minuto, Entre Ríos reaccionó con una ráfaga de 7-0. La final, intensa, arrancó de la mejor manera posible. En el desandar del primer periodo, el palo a palo se mantuvo y al finalizar el cuarto inicial la ventaja de Córdoba era de solo tres puntos (16-13).

El conjunto de La Docta jugó tal vez su mejor básquet en el torneo durante el primer tiempo. Estuvo en control del juego ante el único invicto del certamen y llegó a escaparse por 9 (38-29). No obstante, lejos de entregarse, el experimentado conjunto entrerriano cerró bien el primer tiempo y, pese al gran aporte de la dupla Oberto-Martina (20 puntos entre los dos en la primera mitad) para los cordobeses, se acercó a 6 (40-34) al llegar al descanso largo.

 

 

Como sucedió a lo largo del torneo, Entre Ríos, cada vez que la tuvo difícil recurrió al liderazgo de su capitán Facundo Mendoza. Siete puntos en fila del mencionado Mendoza pusieron a los entrerrianos a solo un doble (43-41) y el juego estaba al rojo vivo. Sin embargo, Córdoba no se quedó atrás. Con la frescura y talento de dos jóvenes promesas, Oberto y Mateo Chiarini, más los sólidos aportes de Lautaro Rivata e Ignacio Fernández, el equipo mediterráneo cerró de manera excelente el tercer parcial y se escapó por 10 (65-55) al llega a los 10 minutos finales.

 

¡Córdoba campeón! (Fotos: Prensa CABB)

 

Repleto de confianza, el equipo cordobés abrió el último parcial con instinto asesino: dispuestos a quebrar el juego metieron un parcial de 7-0, en poco más de 1 minuto, para escaparse por 17 (72-55). Entre Ríos puso corazón y luchó. Frenó la ofensiva de su rival y poco a poco descontó para ponerse a 9 (72-63) con todavía 5m44s que parecían una eternidad.

La sequía de Córdoba duró casi cinco minutos y los entrerrianos se pusieron a 7 (72-65). Una corajeada de Chiarini (doble y falta) despertó a los dirigidos por Fernando Aguilar. A partir de ahí, pese a la notable entrega de Entre Ríos, Córdoba retomó el control del juego. Supo cerrar el partido y abrochó la victoria por 90-83 para desatar el grito de campeón.

 

CONTENIDO RELACIONADO

Argentino de Mayores: la campaña que llevó a Córdoba a su 12ª corona, partido por partido

Argentino de Mayores: las 12 coronaciones históricas de Córdoba, año por año