9 de Julio y Poeta Lugones brindaron un intenso y emotivo espectáculo en el José «Gordo» Albert (Foto: Prensa 9 de Julio)

 

Hay jugadores que prestigian a una competencia. Jugadores desequilibrantes, con gran aporte en la planilla pero, al mismo tiempo, con acciones que marcan su dominio del juego de una manera notable: cuestiones intangibles para las estadísticas pero decisiva para el desarrollo de un juego. Hay jugadores con sello propio: esos que marcan la diferencia.

Todas esas descripciones le calzan perfecto a Gastón Luchino: el base, que hace apenas una temporada jugaba Liga Nacional y Liga de las Américas en Gimnasia de Comodoro Rivadavia, se despegó sobre el resto y le puso su sello a la esforzada victoria de 9 de Julio de Río Tercero sobre Poeta Lugones 72-60 (ver planilla), resultado que le permitió hilvanar la décima victoria al hilo al Patriota riotercerense.

 

 

Luchino mostró toda su jerarquía en los momentos determinantes, anotó 16 unidades (4/6 triples), bajó 6 rebotes y entregó 4 asistencias, para convertirse en la figura del club con el que también jugó en Liga Nacional y Torneo Nacional de Ascenso.

 

 

Emiliano Rosales fue otro de los jugadores destacados del equipo dirigido por Bernardo Lardone, ya que anotó 18 puntos y bajó 7 rebotes. Por su parte, Ramiro Maldonado convirtió 13 tantos (3/6 triples) y Manuel Cadenazzi aportó 8 puntos y 8 rebotes.

Sportivo 9 de Julio no sólo le cortó la racha de 13 victorias a Poeta, sino que se transformó en el primer rival en anotarle 70 o más puntos al equipo verdeamarillo a lo largo de la temporada 2016/17.

 

En las estadísticas, Ramiro Freiberg fue el más destacado de la visita: el base convirtió 15 puntos y bajó 7 rebotes. Por su parte, Julián Gatate y Juan Manuel Enrico aportaron 11 tantos cada uno.

 

DESARROLLO DEL JUEGO

Con un muy buen marco de público –incluida la ruidosa hinchada visitante, con alrededor de 100 hinchas que viajaron desde Córdoba-, el primer cuarto marcó gran despliegue físico, intensas defensas y una notable paridad: en ese marco, el Nueve logró una pequeña ventaja (16-11), de la mano de Emiliano Rosales, autor de 8 puntos en ese tramo.

En su mejor momento, Poeta Lugones sacó 7 de ventaja (25-18) luego de un triple de Martín Varela, pero el Patriota acortó con ofensivas rápidas y se puso a tiro a fuerza de triples. Allí, el dueño de casa exhibió sus ambiciones y la jerarquía de los grandes candidatos al título: metió un parcial de 13-2, para pasar al frente 31-27, y tomó 6 de ventaja (36-30) con un bombazo de tres puntos de Santiago Assum, que aportó 8 unidades en un ratito.

 

 

El tercer cuarto resultaría determinante: el Nueve mostró su mejor versión, consiguió mayor fluidez y, al mismo tiempo, incomodó al máximo a la visita, que no pudo encontrarle la vuelta a la defensa zonal. Más allá de lo colectivo, Luchino tuvo apariciones letales: metió 5 puntos al hilo para poner a su equipo 50-41 y tiró pases de magia para asistir a sus compañeros: así permitió que la brecha se amplíe a 12 (53-41) luego de un gran doble de Cadenazzi, quien además convirtió el adicional por la falta recibida.

 

 

Un triple de Santiago Ortega acortó la desventaja de Poeta a sólo 5 unidades (53-58), pero Luchino volvió golpear en el momento exacto. El base, que dominó cada momento psicológico del juego, sacudió la red desde la zona de tres puntos y congeló cualquier posible reacción de la visita. Luego, Assum completó una ráfaga decisiva del local, que se puso 65-53 y empezó a cerrar la historia antes de la bocina final.

 

Por FBPCweb