Todas las estrellas, a un paso

Ante una enorme concurrencia de público, la selección argentina realizó un entrenamiento a puertas abiertas. El espectáculo se llevó a cabo en el Orfeo que, a partir de mañana, será testigo del Súper 4.

No era un día más. El calendario mostraba una marca distinta. Poco común. El tiempo transcurrido era bastante. Siete años eternos, pero llegó. Luego de tanto esperar, el público cordobés volvió a ser testigo de una de las camadas más importantes del deporte argentino: la Generación Dorada. Ante una multitud (cuatro mil personas), la selección argentina se brindó al máximo y exhibió un entrenamiento a puertas abiertas, que quedará en la memoria para siempre.

Luego del exitoso evento realizado cerca del mediodía en la Plaza de la Intendencia, los alrededores del Orfeo, en la previa, mostraban un clima especial, diferente. Gente de todas las generaciones: adultos, jóvenes, ancianos y miles de niños de todos los clubes de la provincia (invitados especialmente por la Federación de Básquetbol de la Provincia de Córdoba), llegaron a compartir un momento con cada uno de sus ídolos.

Manu Ginóbili, ovacionado por el público cordobés, regaló pelotas a la tribuna.

Todo empezó con una serie de distendidos y entretenidos ejercicios. Bajo las órdenes del entrenador Julio Lamas, los jugadores realizaron un partido “informal” en el cual se enfrentaron todos contra todos. Pases lujosos y algunas jugadas de fantasía, fue lo que más motivó a la gente presente. Para terminar, Héctor Campana, ex jugador y actual Vicegobernador de la ciudad, desafió a Emanuel Ginóbili, Andrés Nocioni y Carlos Delfino en un torneo de triples.

Finalmente, y luego de que concluyeran las instrucciones, los 14 preseleccionados para disputar el Preolímpico de Mar del Plata interactuaron con el público cordobés. Sin dudas, el más solicitado fue “Manu” Ginóbili. A su vez, el “Lancha” Delfino, Luis Scola (confirmado para mañana) y el “Chapu” Nocioni no se quedaron atrás. Otros que se llevaron todas las miradas, fueron los cordobeses Fabricio Oberto (no jugará frente a Cuba), Prigioni y Juan Pablo Figueroa.

El «Pichi» Campana se robó todos los aplausos en el mini campeonato de triples y disfrutó junto al plantel.

ESCUCHÁ LA PALABRA DE JULIO LAMAS DESPUÉS DEL ENTRENAMIENTO